miércoles, 5 de octubre de 2016

Según el Banco Mundial Perú Crecerá Más de lo Previsto en el 2016 y 2017

Tren de Lujo
Cuzco a Machu Picchu
Perú

El Banco Mundial (BM) corrigió al alza la proyección de crecimiento del PBI-Producto Bruto Interno peruano para el 2016 de +3,5 % a +3,7 %.

También hizo lo mismo con respecto al año 2017, en el que cambió la proyección de +3,5 % a +4,2 %.

De esta manera, Perú se encuentra entre los países con mejores perspectivas para el 2016 y 2017 en Latinoamérica y el N° 1 entre los países con economías grandes.

El Banco Mundial, presentó su nuevo informe sobre América Latina y el Caribe. Sobre el contenido del informe y lo que dijo el Economista en jefe del Banco Mundial para América Latina y el Caribe, Augusto de la Torre, hacemos una reseña: 

-“El gran giro: restaurar el crecimiento a través del comercio”. “Los países de América Latina y el Caribe comienzan a dar muestras de recuperación económica y de un mayor volumen de exportaciones, incluidos nuevos productos de alta calidad”.

-Se espera que la región se contraiga -1,1 % en el 2016, para luego recuperarse y crecer +1,8 % en el 2017, de acuerdo a los pronósticos de Consensus Forecast.

-"La recuperación se atribuye en gran medida a una reactivación en América del Sur, en donde se prevé que el crecimiento alcance +1,5 % en el 2017",

-“La desaceleración regional parece estar llegando a su fin y se espera que la tasa de crecimiento promedio se vuelva positiva en el 2017”.

-“Ahora debemos hacer hincapié en la necesidad de un gran giro en los recursos (trabajadores, capital, talento empresarial, financiamiento) hacia la producción de bienes y servicios que se comercialicen en el mercado internacional, esto es, hacia actividades transables”.

-En una nueva realidad de precios bajos de las materias primas, la región ya no puede depender de su demanda interna para impulsar el crecimiento, como lo hizo durante los años de bonanza. 

-“Volcarse a consumidores externos será crucial a la hora de impulsar la actividad económica”.

-Los países de la región están aumentando el volumen de sus exportaciones, incluidos productos nuevos de mayor calidad que encuentran nichos en los mercados de Estados Unidos y Europa. 

-Los tipos de cambio más competitivos alcanzados luego de los ajustes que tuvieron lugar estos últimos dos años, abren un espacio para incrementar el comercio regional, al reemplazar importaciones de fuera de la región con productos y servicios producidos de manera eficiente dentro de la misma.

-Aquellos países con tipos de cambio flexibles están diversificando los rubros y destinos de sus exportaciones.

-“La pregunta ahora es si la transformación estructural necesaria para llevar a cabo este cambio en la producción es consistente con el proceso de ajuste macroeconómico que todavía está en marcha en muchos países, tendiente a adaptarse a la nueva realidad post bonanza”.

-“Para sostener el crecimiento, el proceso de ajuste debería evitar sacrificar indebidamente la inversión, tan crucial para impulsar el crecimiento futuro”.

-Por ahora, al menos tres países, Perú, Chile y Paraguay, han finalizado sus procesos de ajustes y pueden enfocar sus energías más libremente en crecer con equidad social.

-“Lograr un equilibrio macroeconómico con bases sólidas generará espacio a mediano plazo para invertir en más y mejor educación e infraestructura, necesarias para respaldar el gran giro hacia la producción de bienes y servicios transables”.

-“Sin ese cambio, será difícil que la región alcance los niveles de crecimiento necesarios para recuperar el ritmo de mejora social observado durante el auge de las materias primas”. (Datos: Banco Mundial/Agencia Andina)

Páginas vistas en total